La recuperación después de un derrame cerebral

La recuperación después de un derrame cerebral

Padecer un accidente cerebrovascular es una situación médica de extrema gravedad. Muchos pacientes quedan con secuelas que requieren de terapias de rehabilitación prolongadas para restituir las funciones normales.

La recuperación después de un derrame cerebral es un proceso lento que cuesta entender y, sobre todo, que conlleva un gran esfuerzo. Los accidentes cerebrovasculares consisten en la interrupción del flujo sanguíneo en alguna parte del cerebro, ya sea por una hemorragia o una obstrucción arterial, y de allí deriva su gravedad.

Esto hace que las células cerebrales de la zona afectada mueran, ya que no reciben oxígeno ni nutrientes. Por ello, dependiendo de la región del accidente cerebrovascular serán las secuelas a rehabilitar, que pueden ser del habla, de la movilidad o del estado anímico.

¿En qué consiste un derrame cerebral?

Un derrame cerebral es una emergencia médica en la que se produce una lesión en una zona del cerebro a la cual no llega riego sanguíneo. En un 85 % de los casos, la causa reside en una obstrucción de las arterias que conducen la sangre oxigenada hacia las neuronas. Esta obstrucción puede estar en el cuello (en las arterias carótidas) o en el propio encéfalo.

Otra causa son las hemorragias que impiden que la sangre llegue a todas las zonas, por filtrarse y perderse en el tejido de sostén cerebral. En cualquiera de las dos situaciones, las neuronas solo resisten durante unos minutos sin oxígeno y después mueren.

El cerebro es el órgano más complejo del cuerpo. Se encarga de coordinar todas las funciones que realizamos, como los movimientos, el lenguaje y la memoria. Las conexiones entre las neuronas son únicas y diferentes en cada persona; de allí que cada uno tenga una forma de pensar y una personalidad determinada.

El problema es que, cuando hay un derrame cerebral y se mueren células de una parte concreta de este órgano, se pueden afectar una o varias funciones diferentes. Es una situación que produce daños tanto físicos como psicosociales en la persona. 

Según los estudios, solo en Estados Unidos, más de 700 000 personas sufren un derrame cerebral cada año. De todos ellos, un tercio fallecen. Sin embargo, los otros dos tercios sobreviven y requieren comenzar el proceso de recuperación para rehabilitarse.

Las neuronas son las células del sistema nervioso que se ven afectadas por los derrames cerebrales

¿Por qué sucede la recuperación después de un derrame cerebral?

El derrame cerebral constituye una de las causas más importantes de discapacidad en la actualidad. La recuperación después de un accidente cerebrovascular pretende mejorar la calidad de vida de la persona afectada y ayudar a que vuelvan a ser lo más independientes posibles.

No obstante, este proceso no revierte el daño cerebral. Estas lesiones son permanentes. De hecho, a día de hoy no se conoce con exactitud qué ocurre a nivel neuronal para poder explicar por qué funciona en realidad la rehabilitación.

Sin embargo, existen una serie de hipótesis sobre el tema:

  • En primer lugar, se cree que cuando un área se ha dañado, la recuperación después de un derrame cerebral conlleva a que otras zonas del cerebro se encarguen de las funciones que ésta realizaba. Esto se debe a la plasticidad neuronal, una propiedad por la cual las conexiones entre las células del sistema nervioso pueden cambiar para adaptarse.
  • Otra razón podría ser que las células de esa zona, en lugar de morir por la falta de sangre, simplemente se dañen, haciéndose susceptibles de repararse. Esto explicaría el por qué, al restablecer el flujo sanguíneo, las funciones permanecen intactas y no han sido olvidadas.

¿Cómo se realiza la rehabilitación?

La recuperación después de un derrame cerebral suele comenzarse en cuanto la persona está estabilizada. Es decir que la mayoría de las veces se inicia entre 24 a 48 después del episodio. Esto se hace así porque se ha comprobado que la celeridad mejora el pronóstico.

Si bien es cierto que este proceso comienza, con frecuencia, en el hospital, no es el único lugar donde puede realizarse. La rehabilitación se puede hacer en centros especializados, en consultas ambulatorias e, incluso, en la propia casa del paciente.

Para este tipo de recuperaciones se necesita un equipo multidisciplinar. Tanto los kinesiólogos, como los enfermeros, los terapeutas y los médicos son esenciales para poder conseguir una rehabilitación completa. No obstante, siempre depende de qué área haya sido la afectada.

Los psicólogos y logopedas, al igual que muchos otros profesionales, también juegan un papel importante. No debemos olvidar que un derrame cerebral no sólo tiene consecuencias de tipo fisiológicas, sino que afecta la totalidad de la existencia y la calidad de vida.

El equipo médico, junto a otras especialidades, conforman el equipo multidisciplinar de abordaje de los derrames cerebrales

Estrategias de recuperación tras un derrame cerebral

La recuperación después de un derrame cerebral puede incluir diferentes estrategias, según qué funciones se busque rehabilitar. Por ejemplo, cuando se ha afectado la movilidad, se suelen concretar entrenamientos y ejercicios que ayudan a mejorar la motricidad, con mucha participación de los fisioterapeutas.

El habla es otra de las capacidades que más tiende a dañarse. La terapia para mejorar los trastornos de comunicación es una de las más utilizadas en este proceso. Del mismo modo, siempre se realiza una evaluación psicológica del paciente, puesto que las palabras resultan fundamentales para cualquier ser humano. El hecho de no poder comunicarse como uno quisiera tiene consecuencias psíquicas también.

Lo cierto es que la recuperación tras el padecimiento de un accidente cerebrovascular puede durar añosEs algo que debe realizarse con paciencia y realismo, siendo conscientes de que se trata de una mejoría la búsqueda, pero que puede que haya funciones que nunca se restituyan.

Es deber del equipo tratante fijar objetivos que sean alcanzables. Del mismo modo, la red social de sostén del paciente, familiares y amigos, tienen la tarea de acompañar sin generar falsas expectativas. Las técnicas de rehabilitación han mejorado mucho en las últimas décadas, pero todavía estamos ante secuelas que cuesta erradicar.

Fuente https://mejorconsalud.com/recuperacion-despues-derrame-cerebral/

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *